Compañía

Todos nuestros productos son procesados bajo normas de Buenas Prácticas de Manufactura (GMP, por sus siglas en ingles) y Procedimientos de Saneamiento e Higiene de Planta (SSOP, por sus siglas en inglés), requisítos indispensables por los que nuestra planta mantiene certificación HACCP y es un Establecimiento autorizado por la Unión Europea, cumpliendo así los más estrictos controles internacionales de calidad.

 

Nuestro personal de Control de Calidad, altamente capacitado, supervisa todas las líneas de proceso y está sujeto periódicamente a auditorias internas y externas.

 

Los análisis microbiológicos indispensables para garantizar nuestros productos los realizamos externamente en laboratorios certificados.